El candasín en la cabina de la discoteca Marsol. (F. C.)