AISLADOS POR LA ZALIA

Los propietarios de una vivienda de Ambás denuncian que se

quedarán «arrinconados» por los viales de acceso a la

plataforma logística de los puertos de Gijón y Avilés

03/09/2022 / Carreño

NADIA HEVIA (Ambas)

La parroquia de Ambás continúa su lucha contra el proyecto para la construcción de los viales de acceso al polígono de la ZALIA, plataforma logística también conocida como «puerto seco» porque el accionariado forma parte el puerto de Gijón (30%) y Avilés (15%), además del Principado y los Ayuntamientos de las dos ciudades. Los afectados, que ya presentaron las alegaciones pertinentes, rechazan el interés general, recuerdan la contaminación acústica y ambiental que producirá la infraestructura y el «sinsentido» que supone que la carretera «se quede a casi dos kilómetros del polígono».

Son alrededor de una veintena los propietarios que, según el proyecto, verán expropiadas sus terrenos. Aunque éste no es el mayor de los problemas, sobre todo para el matrimonio que regentó durante más de 40 años el Bar Blanco y sobre el que se asienta la vivienda del mismo nombre. La carretera actual, que pasa por delante del inmueble, pasaría a ser una vía rápida, lo que impediría el acceso directo a la casa y el paso al otro lado, donde se encuentra también una finca propiedad del matrimonio y que «usábamos como aparcamiento» cuando el establecimiento hostelero estaba abierto.

Hace unos años, con motivo de la jubilación de los propietarios, el restaurante cerró, «pero es susceptible de explotación». El proyecto dificultaría la puesta en marcha de nuevo del negocio por la falta de estacionamiento, señalan.

Con los nuevos accesos al polígono «se tirarían dos muros para construir una vía de servicio», por la que se accedería a la vivienda por un lateral. Y se instalarían dos pantallas acústicas que, a su juicio, supondrían un mayor perjuicio estético «en comparación con el ruido que podrían quitar», aseguran.

En ese sentido, tanto los propietarios del Bar Blanco, que consideran que el proyecto «nos va a arrinconar» y que su situación es «peor que la expropiación», como el resto de afectados entienden que no existe tal interés general, ya que «el polígono está abandonado y no hay ningún tipo de empresa ni industria asentada», tal y como indica Victorio Fernández, presidente vecinal.

CERCANIA

Y CONTAINACIÓN

La cercanía a las casas y la contaminación ambiental y acústica son otros de los motivos del rechazo de los vecinos a la actuación en una zona central de Asturias en la que «ya tenemos bastante». Mientras que a Fernández le expropiarían una finca de 300 metros cuadrados destinada actualmente a la actividad ganadera, a Inma Ortega le cogen «un trozo de prao». Realmente, se trata de una finca edificable que «si quisiera vender, lógicamente ya no podría».

Sobre líneas y señalada con un círculo amarillo, cómo quedaría situada si se ejecuta el proyecto.

Sobre líneas y señalada con un círculo amarillo, cómo quedaría situada si se ejecuta el proyecto. (E. F.)

Aunque su mayor preocupación no es la expropiación, sino los perjuicios que ocasionaría la nueva carretera y el «sinsentido» de un proyecto para un polígono que «está muerto». Para ella, «con ampliar la vía actual por zonas, sería más que suficiente».

A la familia de Fernando Muñiz le «quitarían» casi 1.000 metros cuadrados de terreno «que no te van a pagar a nada cuando tú la compraste a un precio considerable». «Pierdes mucho dinero», recalca, al tiempo que insiste en las molestias para los residentes que va a ocasionar el nuevo vial «por el tráfico que va a generar». 

El malestar vecinal también se centra en la posición del Ayuntamiento. «Se han desentendido de todo», dicen los vecinos, recordando que se enteraron a través de los afectados de Serín un mes antes del plazo para la presentación de alegaciones «cuando tenían toda la documentación meses atrás». «Nos llama la atención que no haya habido un mínimo interés. «Debería haberse llevado al Pleno para debatirlo», se queja Muñiz. En la misma línea se pronuncia Ortega, que entiende que el Ayuntamiento «debería haberse dirigido a los vecinos».

1/6

La palabra de Peñas

¿Sabe de algún acto en la Comarca y quiere que lo publiquemos? ¿Tiene alguna queja, inquietud o sugerencia?

EL FARO

DE GOZÓN Y CARREÑO

Sede Social:

Calle Bernardo Alfageme, 1, C (4)

33430 Candás

Carreño (Asturias)

Teléfono: 985 87 25 48

Móvil: 687 979 619

e-Mail: elfaro@elfaro.as

 

DEPÓSITO LEGAL:

LU-305/05

 

Páxines n'asturianu espublizaes cola ayuda de la Conseyería de Cultura del Principáu d'Asturies

© 2005-2022 por VENTURA Y EL FARO S.L. • Prohibida su reproducción total o parcial, aún citando su procedencia, salvo permiso expreso.